Primeros dias

Al dia siguiente celebramos el cumpleaños de la jefa del lugar y estuve invitado a un desayuno de tacos,té y pasteles típicos. El té aquí es lo más común para beber.A todas horas se bebe. Y les extraña bastante que nosotros bebamos todos los días refrescos,aquí son básicamente sólo para celebraciones.
Por la tarde ,tras las gestiones que hice y después de saber mi horario pude por fin visitar la ciudad.


También vi la casa donde podría quedarme. Una casa a 10 minutos del trabajo. Muy grande y bien equipada.Empezaba a aclimatarme al nuevo clima y a las nuevas costumbres. Me iba haciendo con todos los lugares importantes de la ciudad. Y sitios que me gustaría ver más adelante.


Por la mañana salí rumbo a la playa, donde vi el estadio de fútbol, el puerto, y el mar congelado, por el que me atreví a andar un poco sobre el hielo por la orilla. El viento y el frío era importante. Ni ataviado con el gorro, bufanda y guantes era suficiente.
Salí de nuevo por el centro de la ciudad, casco antiguo y la zona nueva, 4 horas de caminata. Pude ver el canal donde comunica el lago con el mar, canal que estaba helado y en el que abren agujeros para pescar a través del hielo. parques preciosos llenos de nieve.

Paseé por una calle donde cantantes y músicos famosos dejan sus huellas en cemento.Aquí la música es realmente importante y mucha gente toca algún instrumento o canta.


Aunque esa noche cené en una pizzería, al cabo de una hora vinieron unos amigos y me trajeron sopa y mas cosas para cenar. Con los que estuve hablando sobre política e historia de Letonia.
En los próximos días he podido conocer a un grupo de americanos de Utah, mormones que me han parado y hemos estado conversando buen rato sobre un poco de todo.Al igual que en España aquí vienen algunos a pasar unos meses fuera de su país difundiendo su mensaje.


En la tarde del domingo pude asistir a una misa luterana que llevaron a cabo en la Iglesia cerca de donde trabajo ,con muchos cánticos aunque no me entere de nada.